Si yo fuera puta, le diría al cantinero que no me sirviera más de dos whiskys, para que ningún cliente se fuera sin cobrarle,

Si yo fuera puta, vendería mi culo por unos fletes, para que la soledad no me llegará sin compañía,

Si yo fuera puta, la bandera de mi país, estaría tatuada en mis nalgas para que vean que no sólo yo soy la puta que se vende, sino también mi país esta vendiendose, de culo a culo, de bandera a bandera soportamos violaciones,

Si yo fuera puta, mi patria la vendería por una educación para mis hijos,

Si yo fuera presidente, mi pueblo no viviría con hambre, pero puta, puta hambre que de niños aguantamos y de pistolas con agua matamos a los políticos.


Yaxkin Garcia

Permalink
Los amores juveniles son así. Obsesivos, absolutos: a todo o nada.
Abzurdah, Cielo Latini. (via delusiontime)

Permalink
Le tengo miedo al futuro, lo que es igual a lo desconocido.

Permalink
Los dioses se van porque su tiempo se ha acabado; pero regresa otro tiempo y con él otros dioses, otra era.
Octavio Paz en  “El laberinto de la soledad.” (via kernel)

Permalink